Proceso de trabajo OPSIS VT

Un proceso de trabajo integral, adaptado y personalizado

La clave del éxito para la aplicación de tecnologías de visión artificial en un proceso productivo es ajustarse totalmente a las características y las necesidades de éste. Desde Opsis Vision Technologies concebimos nuestro trabajo desde la colaboración estrecha y cercana con el cliente, que da como resultado una solución óptima para su empresa. La adecuación a cada caso y la personalización son los valores que guían nuestro proceso de trabajo.  

Empezamos un encargo llevando a cabo un preestudio de cada aplicación, a través del cual determinamos la viabilidad tecnológica del proyecto. De esta manera, obtenemos una primera aproximación de la solución que adoptaremos, que es el embrión de lo que acabará siendo el estudio completo y fijará las directrices a seguir. Una vez terminado el estudio exhaustivo del proyecto, diseñamos todos los aspectos relacionados, tanto la aplicación de software con los requerimientos a tiempo real adecuados al cliente, como el hardware necesario para lograr los objetivos. Asimismo, realizamos el diseño de todo el sistema óptico, incluyendo, en caso de que sea necesaria, la modificación de los objetivos y sensores de las cámaras.  

A la hora de pasar del diseño a la realidad, generamos los planos y fabricamos todo el hardware con el apoyo de nuestros partners especializados, para conseguir la tecnología ajustada al encargo. Prototipamos, probamos e implementamos todo el software relacionado con los diferentes elementos de hardware involucrados en el proyecto. A continuación, llega el momento de materializarlo, de hacer la instalación y puesta en marcha. Trasladamos el sistema desarrollado al proceso de producción donde tendrá que funcionar y hacemos las pruebas iniciales junto al cliente. Aplicamos todos los cambios necesarios al sistema para que se adapte al entorno de producción y lo dejamos operativo para realizar las tareas.  

Cuando el nuevo sistema ya está en marcha, desde Opsis realizamos un seguimiento y/o mantenimiento periódico, para comprobar que la instalación funciona correctamente y cumple los objetivos para los que ha sido diseñada. Este control postventa puede consistir tanto en revisiones presenciales como en la monitorización remota, en función de las necesidades del cliente y las características del sistema.  

El proceso de trabajo de Opsis, pues, está concebido para proporcionar soluciones específicas a fabricantes de maquinaria y en una variedad amplia de sectores industriales, gracias a nuestra tecnología propia